Mushuj Testamento Diospaj Shimi

Hebreos 10:1-39

Jesucristoca shuj cutinllami juchayujcunamanta huañurca

1Mandashcacunaca, qʼuipata shamuna tiyacuj allicunata ricuchij llandullami. Mana chai imalla shamuna cashcatajchu. Mandashcapi nishca shina, Diosman animalcunata cushpa huañuchingapaj huatanta cʼuchuyajcunataca, manataj ima juchachina illajtaca rurai tucunchu. 2Chaicunalla runacunata ima juchachina illajta ruraj cajpica, Diosta yuyarishpa Diosman animalcunata cushpa huañuchinataca, ñamari saquina canman carca. Ña shuj cutin jucha illaj tucushca cashpaca, ña mana cutinca juchayuj cashcataca ashtahuan yuyarinmanchu. 3Juchata anchuchinapaj randica, Diosman animalcunata cushpa huañuchishcaca, juchayujcuna cashcata huatanta yuyachingapajllami. 4Huagracunapaj, cʼari chivocunapaj yahuarllaca juchacunataca, mana anchuchi tucunchu.

5Chaimantami, Cristo cai pachaman shamushpaca, Diostaca cashna nishca:

«Animalcunata Quiquinman cushpa huañuchichunpish, imalla cuna cashcata Quiquinman cushcatapish mana nircanguichu.

Ashtahuanpish ñucatamari, aichayujta rurarcangui.

6Quiquinman cushca animalcunata tucui rupachishcapish,

juchacunata anchuchichun imallata Quiquinman cushcapish,

Quiquintaca mana cushichircachu.

7Chaimantami: “Taita Dioslla, riqui, caipimi cani.

Quiquin munashcata rurangapajmi shamuni.

Libropi ñucamanta quillcashca shinatajmi rurasha” nircani» nishca.

8Puntaca cashnami nin: «Quiquinman animalcunata cushpa huañuchishcatapish, imalla cuna cashcata cushcatapish, animalcunata cushpa tucui rupachishcatapish, juchacunata anchuchichun imallata cushcatapish mana nircanguichu, Quiquintaca mana cushichircachu» nishcami. (Chaicunataca Mandashcapi nishca shinataj rurashca cajpipish, shinamari nin). 9Chai qʼuipaca: «Taita Dioslla, riqui, caipimi cani. Quiquin munashcata rurangapajmi shamuni» ninmi. Ñaupaman imalla rurajcuna cashcata anchuchishpami, shujtaj mushujta rurachun churarca. 10Jesucristoca Diospaj munaita rurashpa, shuj cutinlla huiñaipaj, Paipaj quiquin aichata huañuchichun Diosman cujpimi, Diosca ñucanchijtaca, Paipajlla chʼicanchirca.

11Curacunaca, tucuicunallatajmi punllanta Diospajta rurashpa, animalcunata huañuchishpa cutin cutin chai shinallatataj Diosmanca cuncuna. Chashna rurashcacunaca, juchacunataca manataj anchuchi tucunchu. 12Ashtahuanpish Cristoca, juchacunamanta Diosman curishpami, shuj cutinlla huañurca. Cunanca, Taita Diospaj alli ladopimi tiyacun. 13Chaipica Paita pʼiñajcunata, Paipaj chaqui sarunapi churangacamami shuyacun. 14Paica Diospajlla cajcunataca, shuj cutin Diosman cushcallahuanmi huiñaipaj ima juchachina illajta rurarca.

15Diospaj jucha illaj Espiritupish ñucanchijmanca, chaillatataj nishpami puntaca cashna nin:

16«—Shamuj punllacunapica,

paicunahuanca cashna ruranatami ari nini:

Ñuca mandashcacunataca, paicunapaj shungupimi churasha.

Paicunapaj yuyaipimi quillcasha— ninmi Mandaj Diosca» nishcami.

17Shinallataj qʼuipatapish:

«Paicunapaj juchacunatapish,

paicuna ima millaita rurashcatapish

manataj cutinca yuyarishachu» nishcami.

18Juchacunata chashna perdonashca cajpica, juchamantaca ña mana ashtahuan Diosmanca imata cunachu.

Amataj huashaman tigranguichij

19Chaimanta huauqui, panicuna, Diospajlla chʼicanchishca Ucumanca Jesucristopaj yahuarmantami, mana manchashpa yaicui tucunchij. 20Chaimanca Pai huañushpa, chai jarcachishca linsota pascajpimi, causaiman pushaj mushuj ñanta yaicui tucurcanchij. Chai linsota nishpaca, Paipaj aichatami nicun. 21Ñucanchijca, Taita Diospaj tucui huasipi mandaj, shuj jatun curatamari charinchij. 22Shina cajpica Diospajmanca mana nij tucushpalla, tucui shunguhuan crishpa, cʼuchuyashunchigari. Ñucanchij shungutapish, tucui mapa yuyaicunamanta chuyayachishpa, ñucanchij aichatapish, chuya yacupi armashca yaicushunchij. 23Ñucanchij crishpa shuyacushcataca ama saquishpa, chai yuyai catishunchijlla. Diosca, Pai imata cusha nishcataca pajtachingallamari. 24Caishuj chaishuj llaquinacushpa, cʼuyanacunatapish, allita ruranatapish ama saquingapaj yuyachinacushunchij. 25Ñucanchij tandanacuiman maijancuna mana shamunayachijcuna shina ama tucushunchij. Chaipaj randica, Jesucristo shamuna punlla ñalla chayamucushcata ricushcamantacarin, caishuj chaishuj yuyachinacunamari canchij.

26Cashcatataj huillashcata yachashca jahua, quiquin munaihuan juchaman tigrajpica, chai juchacunamanta pi shujtaj huañujca ña mana tiyanchu. 27Ashtahuanpish Diosta pʼiñajcunata rupachingapaj allichishca, tʼimbucuj jatun ninallami paicunataca shuyacun. 28Moisés Mandashcata maijan pʼaquijta, ishqui cashpa, quimsa cashpa ricushpa huillajpica, paitaca mana llaquishpami huañuchin. 29Huashaman tigrajcunacarin, Diospaj Churitamari saruncuna. Dios ari nishcata pajtachishpa jichashca yahuarhuan paicunata Diospajlla chʼicanchishca cajpipish, chai yahuartapish yangatamari rurancuna. Manapish cʼuyaipajta Dios cʼuyashpa cushca Espiritutapish cʼamincunami. Chashna rurashcamantacarin, Dios ashtahuan jatunta llaquichina cashcataca yachaichigari. 30«‘Llaquichina cajcunataca, ñucami llaquichisha, Ñucami paicuna japina cashcata cusha’ ninmi Mandaj Diosca» nijtaca rijsinchijmi. Paillatajmi shujtajpica: «Mandaj Diosmi, Paipaj cajcuna imalla rurashcataca ricunga» nishca. 31¡Ai, causacuj Diospaj maquipi urmanaca, tucuita yalli jatun llaquimari!

32Chashna cajpipish, ñaupa punllacunapi cancunapaj yuyaita Dios achijyachijpi, ima tucushcata yuyarichigari. Chai punllacunapica, jatun llaquicunata apacushpapish, alli macanacuj shinamari misharcanguichij. 33Huaquinpica pʼiñashpa, tucuicunapaj ñaupajpi rimashpa llaquichishcami purircanguichij. Huaquinpica, shujtaj huauquicunata chashna llaquichicujpimi, paicunahuan llaquita aparcanguichij. 34Preźucunatapish llaquircanguichijmi. Cancuna imalla charishcacunata quichujpipish, jahua pachapica huiñaita mana tucurij charinacunata charishcata yuyarishpami, cushicushpa saquircanguichijlla.

35Jatun allicunata japingapaj, Diospi shunguta churashpa chashna caticushcataca, amataj saquichijchu. 36Cancunaca, mana pʼiñarishpa alli shunguhuan Diospaj munaita rurashpa catishpami, Pai cusha nishca allicunataca japinguichij.

37Asha punllacunallapica:

«Chai shamuna Tiyacujca ñallamari shamunga, mana uniyangachu.

38Ashtahuanpish cashcata ruraj ñuca runaca, crishcallamantami causanga.

Shina cashpapish tigrarijpica,

ñucaca mana cushicushachu» ninmi.

39Chashna cajpipish ñucanchijca, ña mana catisha nishpa tigrarijcunaca mana canchijchu, chashnacunaca chingaringacunami. Ashtahuanpish ñucanchij almata quishpichichun Diosta crijcunami canchij.

Nueva Versión Internacional

Hebreos 10:1-39

El sacrificio de Cristo, ofrecido una vez y para siempre

1La ley es solo una sombra de los bienes venideros, y no la presencia10:1 presencia. Lit. imagen. misma de estas realidades. Por eso nunca puede, mediante los mismos sacrificios que se ofrecen sin cesar año tras año, hacer perfectos a los que adoran. 2De otra manera, ¿no habrían dejado ya de hacerse sacrificios? Pues los que rinden culto, purificados de una vez por todas, ya no se habrían sentido culpables de pecado. 3Pero esos sacrificios son un recordatorio anual de los pecados, 4ya que es imposible que la sangre de los toros y de los machos cabríos quite los pecados.

5Por eso, al entrar en el mundo, Cristo dijo:

«A ti no te complacen sacrificios ni ofrendas;

en su lugar, me preparaste un cuerpo;

6no te agradaron ni holocaustos

ni sacrificios por el pecado.

7Por eso dije: “Aquí me tienes

—como el libro dice de mí—.

He venido, oh Dios, a hacer tu voluntad”».10:7 Sal 40:6-8 (véase LXX).

8Primero dijo: «Sacrificios y ofrendas, holocaustos y expiaciones no te complacen ni fueron de tu agrado» (a pesar de que la ley exigía que se ofrecieran). 9Luego añadió: «Aquí me tienes: He venido a hacer tu voluntad». Así quitó lo primero para establecer lo segundo. 10Y en virtud de esa voluntad somos santificados mediante el sacrificio del cuerpo de Jesucristo, ofrecido una vez y para siempre.

11Todo sacerdote celebra el culto día tras día ofreciendo repetidas veces los mismos sacrificios, que nunca pueden quitar los pecados. 12Pero este sacerdote, después de ofrecer por los pecados un solo sacrificio para siempre, se sentó a la derecha de Dios, 13en espera de que sus enemigos sean puestos por estrado de sus pies. 14Porque con un solo sacrificio ha hecho perfectos para siempre a los que está santificando.

15También el Espíritu Santo nos da testimonio de ello. Primero dice:

16«Este es el pacto que haré con ellos

después de aquel tiempo —dice el Señor—:

Pondré mis leyes en su corazón,

y las escribiré en su mente».10:16 Jer 31:33

17Después añade:

«Y nunca más me acordaré de sus pecados y maldades».10:17 Jer 31:34

18Y, cuando estos han sido perdonados, ya no hace falta otro sacrificio por el pecado.

Llamada a la perseverancia

19Así que, hermanos, mediante la sangre de Jesús, tenemos plena libertad para entrar en el Lugar Santísimo, 20por el camino nuevo y vivo que él nos ha abierto a través de la cortina, es decir, a través de su cuerpo; 21y tenemos además un gran sacerdote al frente de la familia de Dios. 22Acerquémonos, pues, a Dios con corazón sincero y con la plena seguridad que da la fe, interiormente purificados de una conciencia culpable y exteriormente lavados con agua pura. 23Mantengamos firme la esperanza que profesamos, porque fiel es el que hizo la promesa. 24Preocupémonos los unos por los otros, a fin de estimularnos al amor y a las buenas obras. 25No dejemos de congregarnos, como acostumbran hacerlo algunos, sino animémonos unos a otros, y con mayor razón ahora que vemos que aquel día se acerca.

26Si después de recibir el conocimiento de la verdad pecamos obstinadamente, ya no hay sacrificio por los pecados. 27Solo queda una terrible expectativa de juicio, el fuego ardiente que ha de devorar a los enemigos de Dios. 28Cualquiera que rechazaba la ley de Moisés moría irremediablemente por el testimonio de dos o tres testigos. 29¿Cuánto mayor castigo piensan ustedes que merece el que ha pisoteado al Hijo de Dios, que ha profanado la sangre del pacto por la cual había sido santificado, y que ha insultado al Espíritu de la gracia? 30Pues conocemos al que dijo: «Mía es la venganza; yo pagaré»;10:30 Dt 32:35 y también: «El Señor juzgará a su pueblo».10:30 Dt 32:36; Sal 135:14 31¡Terrible cosa es caer en las manos del Dios vivo!

32Recuerden aquellos días pasados cuando ustedes, después de haber sido iluminados, sostuvieron una dura lucha y soportaron mucho sufrimiento. 33Unas veces se vieron expuestos públicamente al insulto y a la persecución; otras veces se solidarizaron con los que eran tratados de igual manera. 34También se compadecieron de los encarcelados y, cuando a ustedes les confiscaron sus bienes, lo aceptaron con alegría, conscientes de que tenían un patrimonio mejor y más permanente.

35Así que no pierdan la confianza, porque esta será grandemente recompensada. 36Ustedes necesitan perseverar para que, después de haber cumplido la voluntad de Dios, reciban lo que él ha prometido. 37Pues dentro de muy poco tiempo,

«el que ha de venir vendrá, y no tardará.

38Pero mi justo10:38 mi justo. Var. el justo. vivirá por la fe.

Y, si se vuelve atrás,

no será de mi agrado».10:38 Hab 2:3,4

39Pero nosotros no somos de los que se vuelven atrás y acaban por perderse, sino de los que tienen fe y preservan su vida.