Chinese Contemporary Bible (Simplified)

哥林多后书 3:1-18

保罗的荐信

1难道我们又是在称赞自己吗?难道我们像别人一样,需要拿着推荐信去见你们,或拿着你们的推荐信去见别人吗? 2你们自己就是我们的推荐信,写在了我们心坎上,众所周知,人人可读。 3显然,你们是从基督而来的一封信,是我们工作的成果。这信不是用笔墨写成的,乃是借着永活上帝的灵写成的;不是写在石版上的,而是刻在心版上的。

4我们靠着基督在上帝面前有这样的确信。 5我们并不认为自己能够承担什么,我们能够承担全是靠上帝。 6祂使我们能够担任新约的执事。这新约不是用律法条文立的,而是圣灵的工作,因为律法条文带给人死亡,但圣灵赐给人生命。

新约的荣耀

7这最终带来死亡、刻在石版上的律法条文的事工尚且有荣耀,甚至使摩西的脸上发出荣光,尽管很快就消逝了,以色列人仍然无法定睛看他, 8那么圣灵的事工岂不更有荣耀吗? 9那定人罪的事工尚且有荣耀,这使人被称为义人的事工岂不更有荣耀吗? 10其实先前的荣耀和现今的大荣耀相比,就黯然失色了。 11那渐渐消逝的尚且有荣耀,这永远长存的更是荣耀无比。

12我们因为有这极大的盼望,就放胆无惧, 13不像摩西将帕子蒙在脸上,以免以色列人看见那渐渐消逝的荣光。 14以色列人的心刚硬,直到今日,他们每逢读旧约的时候,同样的帕子还在那里,没有揭去。因为只有在基督里,那帕子才能被除去。 15时至今日,每逢他们读摩西律法的时候,帕子仍然蒙在他们心上。 16然而,他们一旦归向基督,那帕子就被除去了。 17主就是那灵,主的灵在哪里,哪里就有自由。 18我们这些脸上不再蒙着帕子的人,可以像镜子一样反映主的荣光,渐渐变成主的样式,荣上加荣。这都是主的作为,主就是那灵。

Nueva Versión Internacional (Castilian)

2 Corintios 3:1-18

1¿Acaso comenzamos otra vez a recomendarnos a nosotros mismos? ¿O acaso tenemos que presentaros o pediros a vosotros cartas de recomendación, como hacen algunos? 2Vosotros mismos sois nuestra carta, escrita en nuestro corazón, conocida y leída por todos. 3Es evidente que vosotros sois una carta de Cristo, expedida3:3 expedida. Lit. ministrada. por nosotros, escrita no con tinta, sino con el Espíritu del Dios viviente; no en tablas de piedra, sino en tablas de carne, en los corazones.

4Esta es la confianza que delante de Dios tenemos por medio de Cristo. 5No es que nos consideremos competentes en nosotros mismos. Nuestra capacidad viene de Dios. 6Él nos ha capacitado para ser servidores de un nuevo pacto, no el de la letra, sino el del Espíritu; porque la letra mata, pero el Espíritu da vida.

La gloria del nuevo pacto

7El ministerio que causaba muerte, el que estaba grabado con letras en piedra, fue tan glorioso que los israelitas no podían mirar la cara de Moisés debido a la gloria que se reflejaba en su rostro, la cual ya se estaba extinguiendo. 8Pues bien, si aquel ministerio fue así, ¿no será todavía más glorioso el ministerio del Espíritu? 9Si es glorioso el ministerio que trae condenación, ¡cuánto más glorioso será el ministerio que trae la justicia! 10En efecto, lo que fue glorioso ya no lo es, si se compara con esta excelsa gloria. 11Y, si vino con gloria lo que ya se estaba extinguiendo, ¡cuánto mayor será la gloria de lo que permanece!

12Así que, como tenemos tal esperanza, actuamos con plena confianza. 13No hacemos como Moisés, quien se ponía un velo sobre el rostro para que los israelitas no vieran el fin del resplandor que se iba extinguiendo. 14Sin embargo, la mente de ellos se embotó, de modo que hasta el día de hoy tienen puesto el mismo velo al leer el antiguo pacto. El velo no les ha sido quitado, porque solo se quita en Cristo. 15Hasta el día de hoy, siempre que leen a Moisés, un velo les cubre el corazón. 16Pero, cada vez que alguien se vuelve al Señor, el velo es quitado. 17Ahora bien, el Señor es el Espíritu; y, donde está el Espíritu del Señor, allí hay libertad. 18Así, todos nosotros, que con el rostro descubierto reflejamos3:18 reflejamos. Alt. contemplamos. como en un espejo la gloria del Señor, somos transformados a su semejanza con más y más gloria por la acción del Señor, que es el Espíritu.