Nueva Versión Internacional (Castilian)

Salmos 43

1¡Hazme justicia, oh Dios!
    Defiende mi causa frente a esta nación impía;
    líbrame de gente mentirosa y perversa.
Tú eres mi Dios y mi fortaleza:
    ¿Por qué me has rechazado?
¿Por qué debo andar de luto
    y oprimido por el enemigo?
Envía tu luz y tu verdad;
    que ellas me guíen a tu monte santo,
    que me lleven al lugar donde tú habitas.
Llegaré entonces al altar de Dios,
    del Dios de mi alegría y mi deleite,
y allí, oh Dios, mi Dios,
    te alabaré al son del arpa.

¿Por qué voy a inquietarme?
    ¿Por qué me voy a angustiar?
En Dios pondré mi esperanza,
    y todavía lo alabaré.
    ¡Él es mi Salvador y mi Dios!

Nkwa Asem

Nnwom 43

Onipa a wɔatwa no asu mpaebɔ

1O Onyankopɔn, bu me bem na gye me fi nnebɔneyɛfo nsam; gye me fi atorofo ne nnebɔneyɛfo nsam! Wone me hwɛfo. Adɛn nti na woagyaw me? Adɛn nti na ɛsɛ sɛ mekɔ so hu amane wɔ m’atamfo atirimmɔden mu?

Soma wo hann ne wo nokware na enni m’anim mfa me mmra Sion, wo bepɔw Kronkron no so ne wo fi a wote mu no mu. Afei mɛkɔ w’afɔremuka no anim, O Onyankopɔn; wo mu na m’ahotɔ fi. Mɛbɔ me sanku na mato dwom makamfo wo, O Onyankopɔn, me Nyankopɔn. Adɛn nti na me werɛ ahow saa? Adɛn nti na me ho yeraw me saa? Mede me ho bɛto Onyankopɔn so, na bio mɛkamfo no, m’agyenkwa ne me Nyankopɔn.