Chinese Contemporary Bible (Simplified)

诗篇 68

得胜的凯歌

大卫作的诗,交给乐长。

1愿上帝起来驱散祂的仇敌,
使恨祂的人四散奔逃。
愿你驱散他们,
如风把烟吹散。
愿恶人在上帝面前灭亡,
如蜡在火中熔化。
愿义人在上帝面前欢欣快乐,
愿他们高兴欢喜。
要歌颂上帝,
赞美祂的名,
要颂扬驾云而行的上帝。
祂的名字是耶和华,
要在祂面前欢喜快乐。
住在圣所的上帝是孤儿的父亲,寡妇的保护者。
祂使孤苦者有家,
让被囚者欢然脱离牢笼。
但叛逆者要住在干旱之地。
上帝啊,
你曾带领你的子民走过荒野。(细拉)
那时,在西奈山的上帝面前,
在以色列的上帝面前,
大地震动,诸天降雨。

上帝啊,你降下沛雨,
滋润你干旱的产业——以色列,
10 让你的子民得以安居在那里。
上帝啊,
你满怀恩慈地供养穷苦人。
11 主下达命令,
成群的妇女便奔走相告:
12 “众王和他们的军队逃走了,逃走了!”
以色列的妇女都在分战利品。
13 即使羊圈里的看羊人也披金戴银,
就像鸽子镀银的翅膀和金光闪闪的羽毛。
14 全能的上帝驱散了众王,
势如大雪洒落在撒们。
15 巴珊的山巍峨雄壮,群峰耸立。
16 崇山峻岭啊,
你们为何嫉妒地盯着上帝选为居所的山,
耶和华永远居住的地方呢?
17 上帝带着千千万万的战车从西奈山来到祂的圣所。
18 你升上高天时,
带着许多俘虏;
你接受了众人的礼物,
甚至叛逆者的礼物。
耶和华上帝就住在那里。
19 要称颂主,
称颂我们的救主上帝,
祂天天背负我们的重担。(细拉)

20 我们的上帝是拯救的上帝,
主耶和华救我们脱离死亡。
21 上帝必打碎仇敌的头颅,
敲破怙恶不悛者的脑袋。
22 主说:
“我要把他们从巴珊带回来,
从深海带回来,
23 好让你们的脚从他们的血泊中踩过,
你们的狗也可以吃他们的肉。”
24 上帝啊,你的队伍已经出现;
我的上帝,我的王啊,
你的队伍进了圣所,
25 歌唱的在前,奏乐的殿后,
摇手鼓的少女居中。
26 要在大会中赞美上帝,
以色列的会众都要赞美耶和华。
27 最小的便雅悯支派在前领路,
后面跟着大群的犹大首领,
还有西布伦和拿弗他利的首领。
28 上帝啊,求你施展你的权能;
上帝啊,求你像以前一样为我们彰显你的力量。
29 君王都带着礼物来到你耶路撒冷的圣殿。
30 求你斥责那芦苇中的野兽,
斥责成群的公牛和列邦的牛犊,
使他们俯首献上贡银。
求你驱散好战的列邦。
31 埃及的使节来朝见,
古实也要归降上帝。
32 世上的列国啊,
要向上帝歌唱,
你们要歌颂主,
33 歌颂凌驾在万古穹苍之上的主。
听啊,祂声如雷鸣。
34 你们要传扬上帝的大能,
祂的威荣普照以色列,
祂的权能彰显于穹苍。
35 上帝啊,你在圣所中令人敬畏。
以色列的上帝把力量和权能赐给祂的子民。
上帝当受称颂!

Nueva Versión Internacional (Castilian)

Salmos 68

Al director musical. Salmo de David. Cántico.

1Que se levante Dios,
    que sean dispersados sus enemigos,
    que huyan de su presencia los que le odian.
Que desaparezcan del todo,
    como humo que se disipa con el viento;
que perezcan ante Dios los impíos,
    como cera que se derrite en el fuego.
Pero que los justos se alegren y se regocijen;
    que estén felices y alegres delante de Dios.

Cantad a Dios, cantad salmos a su nombre;
    aclamad a quien cabalga por las estepas,
y regocijaos en su presencia.
    ¡Su nombre es el Señor!
Padre de los huérfanos y defensor de las viudas
    es Dios en su morada santa.
Dios da un hogar a los desamparados
    y libertad a los cautivos;
    los rebeldes habitarán en el desierto.

Cuando saliste, oh Dios, al frente de tu pueblo,
    cuando a través de los páramos marchaste, Selah
la tierra se estremeció,
    los cielos se vaciaron,
delante de Dios, el Dios de Sinaí,
    delante de Dios, el Dios de Israel.
Tú, oh Dios, diste abundantes lluvias;
    reanimaste a tu extenuada herencia.
10 Tu familia se estableció en la tierra
    que en tu bondad, oh Dios, preparaste para el pobre.

11 El Señor ha emitido la palabra,
    y millares de mensajeras la proclaman:
12 «Van huyendo los reyes y sus tropas;
    en las casas, las mujeres se reparten el botín:
13 alas de paloma cubiertas de plata,
    con plumas de oro resplandeciente.
    Tú te quedaste a dormir entre los rebaños».
14 Cuando el Todopoderoso puso en fuga
    a los reyes de la tierra,
parecían copos de nieve
    cayendo sobre la cumbre del Zalmón.

15 Montañas de Basán, montañas imponentes;
    montañas de Basán, montañas escarpadas:
16 ¿Por qué, montañas escarpadas, miráis con envidia
    al monte donde a Dios le place residir,
    donde el Señor habitará por siempre?
17 Los carros de guerra de Dios
    se cuentan por millares;
del Sinaí vino en ellos el Señor
    para entrar en su santuario.
18 Cuando tú, Dios y Señor,
    ascendiste a las alturas,
    te llevaste contigo a los cautivos;
tomaste tributo de los hombres,
    aun de los rebeldes,
    para establecer tu morada.

19 Bendito sea el Señor, nuestro Dios y Salvador,
    que día tras día sobrelleva nuestras cargas. Selah
20 Nuestro Dios es un Dios que salva;
    el Señor Soberano nos libra de la muerte.

21 Dios aplastará la cabeza de sus enemigos,
    la testa enmarañada de los que viven pecando.
22 El Señor nos dice: «De Basán los haré regresar;
    de las profundidades del mar los haré volver,
23 para que se empapen los pies
    en la sangre de sus enemigos;
para que, al lamerla, los perros
    tengan también su parte».

24 En el santuario pueden verse
    el cortejo de mi Dios,
    el cortejo de mi Dios y Rey.
25 Los cantores van al frente,
    seguidos de los músicos de cuerda,
    entre doncellas que tocan panderetas.
26 Bendecid a Dios en la gran congregación;
    alabad al Señor, descendientes de Israel.
27 Los guía la joven tribu de Benjamín,
    seguida de los múltiples príncipes de Judá
    y de los príncipes de Zabulón y Neftalí.

28 Despliega tu poder, oh Dios;
    haz gala, oh Dios, de tu poder,
    que has manifestado en favor nuestro.
29 A causa de tu templo en Jerusalén
    los reyes te ofrecerán presentes.
30 Reprende a esa bestia de los juncos,
    a esa manada de toros bravos
    entre naciones que parecen becerros.
Haz que, humillada, te lleve lingotes de plata;
    dispersa a las naciones belicosas.
31 Egipto enviará embajadores,
    y Cus se someterá a Dios.

32 Cantad a Dios, oh reinos de la tierra,
    cantad salmos al Señor, Selah
33 al que cabalga por los cielos,
    los cielos antiguos,
al que hace oír su voz,
    su voz de trueno.
34 Reconoced el poder de Dios;
    su majestad está sobre Israel,
    su poder está en las alturas.
35 En tu santuario, oh Dios, eres imponente;
    ¡el Dios de Israel da poder y fuerza a su pueblo!

¡Bendito sea Dios!